Los paraguas de Cherburgo (1964)

Les parapluies de Cherbourg

Difícilmente se justifica la presencia de esta película entre mi listado de filmes con temática o interés ferroviarios. No lo es ni mucho menos, salvo por una bonita escena, en la que la pareja protagonista, Nino Castelnuovo y Catherine Deneuve, haciendo de jóvenes novios, casi adolescentes, se separan y se despiden por la obligación de él de ir durante dos años a hacer el servicio militar en Argelia en la estación de Cherburgo. Asistimos a la despedida de los dos jóvenes en la escalerilla del coche del expreso que transportará al chico hasta París. El expreso arranca, y la cámara se eleva tomando un plano casi cenital de la estación en el que aparece un automotor con el llamativo color rojo de los automotores franceses de época, y que contrasta con los tonos grises y apagados de los edificios ferroviarios y del expreso que parte.

La película, dirigida por Jacques Demy, fue muy original en su época, ya que es una película musical en la que todos los diálogos están cantados, aunque en playback, ya que las voces no corresponden a las de los intérpretes. Con una estética muy colorida, muy yeyé, este drama romántico puso en el candelero a la guapa Deneuve, que guapa y elegante como era se convirtió en la novia de Francia. O una de ellas, porque parece que en el país vecino este título se da con frecuencia por lo que se ve. La película tuvo bastante éxito, y permitió al director repetir la fórmula en otros filmes semejantes. Nos cuenta el romance entre un chico de 20 años a punto de ir al servicio militar en 1957, y una joven de 17 años, huérfana de padre, y cuya madre que lleva una tienda de paraguas que da nombre al filme, no ve con buenos ojos esta relación. Si añadimos un pretendiente adinerado, un embarazo no deseado, y la guapa aunque modesta cuidadora de la anciana tía del chaval, ya tenemos el drama montado.

Personalmente, esta película me produce sensaciones contrapuestas, ya que si bien me encanta ese aspecto un poco hortera de la época, los diálogos cantados continuados me cansan y me hacen perder la concentración. No obstante tiene sus méritos cinemtográficos y yo le pongo 3 estrellas (***). Es posible que no interese al común de los mortales de hoy en día, pero sí a quien se sienta curioso por el cine de otros tiempos.

Si quieres, puedes mandarme un comentario (correo electrónico).

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: